Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

 
 
 

Educación al Paciente

Quimioterapia

Lo que Usted Necesita Saber

La quimioterapia es un proceso nuevo para usted y su familia, lo que genera dudas y preocupaciones. Para ayudarle a resolver inquietudes y promover su autocuidado, hemos diseñado como equipo médico y de enfermería este material informativo, que explica con claridad su tratamiento y sus efectos.

También es considerado un instrumento de consulta ante cualquier duda, sin olvidar que nosotros, como Equipo de Oncología de Clínica Santa María, estamos trabajando en forma continua para entregarle a usted y sus seres queridos nuestro apoyo, cariño y  profesionalismo durante y después de su tratamiento.

La quimioterapia

Seguramente ha escuchado una serie de mitos y creencias relacionadas con el tratamiento de quimioterapia. Algunas personas solo mencionan la parte negativa y poco se refieren al hecho de que gracias a este tratamiento se ha logrado combatir la enfermedad.

Le recomendamos escuchar solo a su médico y enfermera, y canalizar sus dudas e inquietudes con ellos.

¿Qué es el cáncer?

El cáncer no es una sola enfermedad, sino un grupo de más de 200 enfermedades distintas, en las que se produce  un crecimiento anormal de las células hasta convertirse en masas llamadas tumores, que si no se detectan y tratan a tiempo pueden extenderse a otros órganos o tejidos del cuerpo.

¿Qué es la Quimioterapia?

Su médico, después de diagnosticar su enfermedad, le ha indicado un tratamiento llamado quimioterapia, el cual consiste en la administración de medicamentos cuya finalidad es atacar las células malignas, eliminando su crecimiento, multiplicación y diseminación.

No se utilizan los mismos medicamentos en todas las personas, ya que son específicos para cada tipo de cáncer y etapa en que éste esté. Su médico le explicará el objetivo de su tratamiento.

La quimioterapia puede utilizarse sola o asociada a cirugía, radioterapia, terapias biológicas, etc.

¿De qué depende el tipo de medicamento que se usará en su tratamiento?

  1. De el tipo de cáncer que se le ha diagnosticado.
  2. Ubicación y tamaño del tumor.
  3. Estado de avance de la enfermedad.
  4. Su estado de salud al inicio del tratamiento.
  5. Del subtipo de cáncer.

¿Cómo se administra la quimioterapia?

La quimioterapia puede ser administrada de las siguientes formas:

  1. Vía oral: comprimidos, cápsulas.
  2. Vía endovenosa: se inyecta a través de una vena. El medicamento de quimioterapia se encuentra diluido en suero.
  3. Vía intramuscular.
  4. Vía subcutánea.
  5. Vía intratecal (líquido cefalorraquídeo que baña el cerebro).

¿Quién le administrará su tratamiento?

  1. Si su tratamiento es endovenoso, intramuscular o subcutáneo, le será administrado por la enfermera de Oncología quien contará con la indicación de su médico para realizar el tratamiento.
  2. Si es oral, es usted quién deberá administrarse el tratamiento siguiendo las indicaciones y recomendaciones médicas.

¿Con qué frecuencia?

Los medicamentos se administran con diferente frecuencia dependiendo del protocolo o esquema que su médico le indique.

¿Dónde?

Dependiendo del tratamiento elegido por su médico, éste se realizará: 

  • De manera ambulatoria: en el Centro Médico Oncológico, ubicado en el cuarto piso del nuevo edificio de Clínica Santa María, ubicado en Bellavista 0415, Providencia.
  • De manera hospitalizada: en el Servicio de Oncología, ubicado en el tercer piso de Clínica Santa María.
  • En su domicilio a través de una bomba de infusión continua portátil o medicamentos orales.

Efectos secundarios más comunes

Es probable que al leer este folleto se sienta asustado y angustiado respecto al tratamiento, es por esto que queremos dejar claro que cada persona es diferente y única, por lo tanto, las reacciones posteriores en cada caso son individuales.

Los medicamentos que se usan para combatir el cáncer no solo afectan a las células cancerosas, también pueden afectar a las normales y, en ocasiones, causan efectos secundarios no deseados.

La mayoría de estos efectos secundarios son transitorios, es decir, desaparecen cuando termina el tratamiento.

1.- Piel y uñas 

Cuando recibe quimioterapia la piel se vuelve más sensible. En  algunos casos puede existir oscurecimiento en algunas zonas del cuerpo, se puede resecar y producir algunas erosiones, por ejemplo en la piel que rodea las uñas. Éstas también pueden oscurecerse y debilitarse, lo que es transitorio.

Recomendaciones:

  • Evite estar bajo el sol directamente por periodos prolongados.
  • Utilice en forma permanente protector solar de factor 30 o más.
  • Aplique crema humectante diariamente.
  • Ingiera líquidos para mantener la piel hidratada, es recomendable como mínimo dos litros diarios.
  • Si llegase a presentar lesiones en su piel y uñas, no se automedique y consulte a su médico.
  • Evite lociones/colonias que puedan ser irritantes para su piel.
  • Proteja sus uñas utilizando productos destinados para esto.
  • Si va a lavar ropa o loza, se recomienda el uso de guantes.

2.- Mucositis 

Es importante un cuidado bucal, ya que con la quimioterapia puede haber inflamación, irritación, heridas y dolor en la mucosa de esta zona lo que se denomina Mucositis. Además, existen gérmenes habituales de nuestro organismo que pueden aprovechar esta instancia para causar una infección.

Recomendaciones:

  • Si es posible, visite a su dentista antes de iniciar la quimioterapia para tratar cualquier problema.
  • Mantenga su boca aseada en forma estricta, sobre todo después de las  comidas.
  • Utilice cepillo de dientes blandos.
  • Realice un lavado de dientes y encías suavemente para no romper la mucosa de la boca.
  • No es recomendable el uso habitual de seda dental durante el tratamiento.
  • Utilice el enjuague bucal que le indicamos posterior al lavado de dientes al menos cuatro veces al día.
  • Utilice algún humectante labial, su médico o enfermera le pueden recomendar alguno.
  • Si presenta alguna lesión bucal, comuníquese con su médico o enfermera.
  • Preferir comidas suaves o blandas, como helados, papillas, flanes, gelatinas.
  • Evite alimentos ácidos o irritantes.
  • Consuma alimentos fríos o a temperatura ambiente.

3.- Caída del cabello (alopecia)

Este es uno de los efectos secundarios más comunes. Cabe mencionar que existen diferentes drogas para tratar el cáncer y  NO todas producen caída del cabello.

Si esto se llega a producir es aproximadamente entre la tercera y cuarta semana después de recibir la primera aplicación de quimioterapia y es un proceso gradual. También puede haber caída de las pestañas (poco frecuente), cejas y vellos del resto del cuerpo, pero este proceso es más lento.

Recuerde que este efecto es TRANSITORIO y el pelo vuelve a crecer una vez finalizada la quimioterapia, desde la sexta semana aproximadamente.

Recomendaciones:

  • Si lo desea, puede cortar gradualmente su cabello.
  • Utilice un shampoo suave.
  • Evite teñir el cabello y/o aplicar otros productos químicos.
  • En periodos de invierno cubrir la cabeza, existen variados tipos de pelucas, pañuelos y turbantes.
  • Protéjase del sol aplicando protector solar en todo el cuero cabelludo y, si puede, evite la exposición a éste.

4.- Efectos sobre la médula ósea

La medula ósea es el lugar donde se fabrica la sangre. Ésta está formada por tres elementos:  
   
*Glóbulos rojos: encargados de transportar el oxígeno que respiramos a todos los tejidos de nuestro organismo.

 *Glóbulos blancos: encargados de defender nuestro cuerpo de infecciones.

 *Plaquetas: participan en la coagulación de la sangre y de esta forma evitan sangramientos.

Estos elementos de la sangre tienen un crecimiento rápido,  por lo que son especialmente sensibles a la quimioterapia, pudiendo reducir su número, generalmente, entre los días siete y 15 después de recibir el tratamiento.

Por lo tanto,

a) Al disminuir los glóbulos rojos,  los tejidos de nuestro cuerpo reciben menos oxígeno para hacer su trabajo, lo que se denomina anemia. Esto hace sentirse más cansado y con mareos.

Recomendaciones

  • Darse el tiempo para descansar, dormir más en la noche y  tomar siestas durante el día. No duerma siestas de más de 30 minutos.
  • Cuando esté sentado o acostado levántese despacio, esto le ayudará a evitar mareos.
  • Durante este periodo debe mantener un nivel básico de actividad, la inactividad termina produciendo mayor cansancio.

b) Al disminuir los glóbulos blancos (también llamado Neutropenia), el cuerpo tiene menos armas para defenderse, por lo que se está más susceptible a las infecciones.

Recomendaciones

  • Evite concurrir a lugares de gran afluencia de público como supermercados, mall, cine, etc.
  • Controle su temperatura una vez al día.
  • No se automedique, su médico debe estar al tanto de todos los remedios que está recibiendo.
  • No esté en contacto con personas que estén cursando alguna enfermedad contagiosa como resfríos, varicela, sarampión o niños recién vacunados.
  • Evite cambios bruscos de temperatura.
  • Durante el día lave sus manos a menudo, especialmente antes de comer o después de ir al baño.
  • Lave cuidadosamente la zona perineal cada vez que obre, dé aviso si presenta hemorroides o irritación de la zona.
  • No apriete espinillas o similares en la piel
  • No reciba ninguna vacuna sin antes consultar a su médico.

c) Al disminuir las plaquetas hay mayor riesgo de sangramientos.

Recomendaciones

  • Esté atento si aparecen moretones en la piel, sangramiento de nariz y encías.
  • Use un cepillo de dientes suave.
  • Limpie su nariz sonándose suavemente.
  • Evite actividades rudas.
  • No tome aspirina.
  • Prefiera máquina eléctrica para afeitarse.
  • Use guantes de protección cuando trabaje en el jardín.
  • Si le extraen sangre se debe hacer presión en el sitio de punción por más de cinco minutos.

Periodo de disminución de los elementos de la sangre

5.-  Efectos sobre el aparato digestivo

a)  Náuseas y/o vómitos

Son efectos secundarios comunes de la quimioterapia. Se puede manifestar uno de estos síntomas o ambos, y su presencia depende del tipo de medicamento de quimioterapia que se haya indicado, ya que algunos producen mayor cantidad de náuseas y/o vómitos y otros prácticamente no los causan.

Con los grandes avances en la medicina, la mayoría de las náuseas y/o vómitos pueden ser controlados o al menos disminuidos.

Recomendaciones:

  • No olvide tomar los medicamentos indicados por su médico para prevenir y/o controlar las náuseas denominados “antieméticos”.
  • Si tiene náuseas, no coma de manera obligada.
  • Ingiera alimentos livianos, sin condimentos y bajos en grasas.
  • Consuma alimentos a temperatura ambiente.
  • Coma y beba lenta y fraccionadamente.
  • En algunos casos, el tener hielo en la boca y consumir líquidos fríos ayudan a disminuir las náuseas.
  • Trate de evitar olores que le incomoden (perfumes, cigarrillo, etc.).
  • Tome líquido con bombilla.
  • Prefiera ropa suelta y cómoda.

¿Cuándo consultar a su médico o enfermera?

  • En caso de presentar vómitos por más de 24 horas.
  • Si la sensación nauseosa es muy intensa y no le permite ingerir líquido.

b) Deposiciones blandas

La quimioterapia puede afectar las células que recubren el intestino, por lo que se produce diarrea que son deposiciones líquidas y frecuentes. Si  presenta cuatro episodios de este tipo durante el día, debe consultar.

Recomendaciones

  • Ingiera líquidos (jaleas, sopas, agua, té)
  • Evite alimentos ricos en fibra, tales como frutas y verduras crudas, cereales, pan integral.
  • Ingiera alimentos con bajo contenido en fibra como pan blanco, arroz blanco, fideos, frutas cocidas sin cáscara, pollo o pavo sin piel.
  • Evite el café, alcohol, frituras, grasas y comidas muy condimentadas.
  • No se automedique.

c) Estitiquez

Algunas personas por efectos de las drogas se vuelven estíticas. Si no obra por más de dos días consulte a su médico.

Recomendaciones

  • Ingiera abundante líquido (dos a tres litros en el día).
  • Ingiera alimentos ricos en fibra como verduras, frutas cereales, jugo de ciruela.
  • Manténgase activo, realice actividad física dentro de sus posibilidades, por ejemplo, caminar.

6.- Efecto sobre los músculos y nervios

Por efecto de las drogas, puede producirse disminución de la fuerza de sus músculos durante su tratamiento. La quimioterapia puede afectar órganos del sistema nervioso, lo que se denomina neuropatía periférica y se manifiesta por sensación de hormigueo y adormecimiento de los dedos de manos y/o pies.

7.- Efectos sobre la Sexualidad

Los sentimientos y manifestaciones sexuales varían entre las personas durante la quimioterapia. El tratamiento puede provocar cambios físicos y, por ende, cambios en la vida sexual de la pareja.

Muchos encuentran que necesitan estar más cerca que nunca de su pareja y tienen un incremento de deseos por la actividad sexual. Otros experimentan disminución en su interés, ya sea por alteraciones en su imagen corporal, por disminución del nivel de energía o por causa del estrés físico y emocional que produce el tener cáncer.

La mujer puede presentar periodos menstruales irregulares o interrupciones de él, pudiendo sentir bochornos u otros síntomas de la menopausia. Es imprescindible que en la edad fértil usen algún método anticonceptivo durante el tratamiento (no hormonal), ya que en caso de embarazo las drogas son dañinas para el feto.

Si presenta dudas acerca de un estado de gravidez comuníquese con su médico o enfermera antes de empezar la quimioterapia.

En el hombre, comúnmente se produce una disminución de espermios. Es posible que en algunos casos la fertilidad se vea afectada, por eso es importante que esta situación la converse con su médico.

Cabe destacar que si bien existe riesgo de esterilidad masculina, ésta no tiene relación con su potencia sexual.

8.- Efectos de la quimioterapia sobre la emociones

Tener cáncer y recibir quimioterapia puede producir estrés. Es importante que usted, su familia y amigos sepan que es posible que se produzcan cambios emocionales durante el tratamiento que pueden ser atribuibles a las drogas que reciba. La depresión, temor, angustia no son inusuales en esta etapa, sin embargo, si se hacen persistentes debe comunicarlo, ya que puede estar iniciando un cuadro de depresión.

¿Cómo conseguir la ayuda que necesito?

Todos necesitamos ayuda en periodos difíciles y usted no debe dudar en pedirla en quien desee y confié. Lo más importante es que usted no está solo, su médico y el equipo de enfermería desean y pueden ayudarlo en estos momentos.

En nuestro equipo contamos con Psiquiatras,  Psicólogos y grupos de apoyo que pueden ayudarlo(a) en caso de requerirlo.

9.- Alimentándose durante la Quimioterapia

Una dieta saludable y una adecuada nutrición son importantes para la salud de todos, pero después de un diagnóstico de cáncer, la dieta y la nutrición cobran real importancia.

El consumir una adecuada selección de alimentos antes, durante y después del tratamiento puede ayudarlo a sentirse mejor y conservar su fortaleza. Para ello debe comer y beber suficientes alimentos que contengan nutrientes fundamentales (vitaminas, minerales, carbohidratos, grasas y agua).

Es importante recordar que comer mejor no significa comer más, por lo que es fundamental recibir la asesoría de una Nutricionista para aprender a tomar decisiones en cuanto a la selección de las comidas.

Durante la quimioterapia se deben tomar ciertas precauciones en la selección de alimentos para prevenir complicaciones de tipo infecciosas.

Entonces ... ¿Qué comer?

Le recomendamos evitar ciertos alimentos que podrían estar más expuestos a contaminación permitiéndole la máxima pasibilidad de elección.

  • Consuma frutas y verduras lavadas bajo el chorro de agua corriente fría antes de consumirlas.
  • Utilice escobilla para remover el exceso de tierra de alimentos con cáscara gruesa: papas, melón.
  • Lave todas las frutas y verduras antes de pelarlas.
  • Las ensaladas envasadas o preelaboradas deben ser lavadas nuevamente.
  • Si las defensas están bajas, todo lo que crece a ras de suelo como repollo, repollitos de bruselas debe ser consumido cocido.
  • No utilice sistemas de remojo o cloro, el alimento podría absorber este producto.
  • Evite frutas secas (ciruelas, higos, huesillos) y nueces crudas. Puede consumirlas incorporadas en productos horneados.

Con respecto a las carnes sugerimos:

  • Evitar  CRUDOS: carnes, pescados, aves y huevos.
  • Descongelar alimentos en el refrigerador o en el microondas, NUNCA  A TEMPERATURA  AMBIENTE.
  • Cocinar alimentos inmediatamente después de ser descongelados.
  • Durante la preparación, NUNCA  pruebe la comida con el mismo utensilio.

Con respecto al almacenamiento de los alimentos tenga siempre presente:

  • Refrigerar aquellos alimentos preparados antes de que transcurran dos horas de su cocción.
  • Dividir grandes cantidades de alimentos preparados en porciones más pequeñas y refrigere sólo por un máximo de tres días (congele el resto). Rotule los envases de almacenamiento y registre la fecha de elaboración.
  • Los productos lácteos se deben consumir pasteurizados. Consuma quesos envasados preparados con leche pasteurizada como: gauda, mozzarella, parmesano, suizo, chedar.  Evite los con hongos como roquefort, camembert o queso de campo.

Es muy importante que como norma general:

  • Controle las fechas de vencimiento de los alimentos y no compre o use alimentos fuera de fecha.
  • No compre o utilice alimentos en latas que están hinchadas, abolladas o dañadas.
  • Lave las tapas de las conservas antes de abrirlas. Utilice abrelatas de acero inoxidable.
  • Lave sus manos antes de preparar o ingerir alimentos y después de utilizar el baño.
  • Lave bien tablas de picar, cuchillos y utensilios de cocina antes de usar.

 ¿Cuánto líquido debe consumir?

  • Beber de ocho a 12 tazas de líquido por día: agua, jugo, leche, budines, helado.
  • Lleve una botella de agua consigo cada vez que salga de su casa. Es importante beber incluso si no tiene sed, dado que ésta no es un buen indicador de la necesidad de líquidos.
  • Limite el consumo de bebidas que contienen cafeína como refrescos, café y té (tanto caliente como frío).
  • Beba la mayoría de los líquidos después de las comidas o entre ellas.

¿Por cuánto tiempo debe continuar con esta dieta?

Su médico le indicará por cuánto tiempo deberá seguir este régimen de alimentación. Se recomienda que se mantenga por lo menos por un mes después de haber terminado el tratamiento.

Dé aviso inmediatamente a su médico o enfermera si presenta alguno de los  siguientes síntomas: 

  • Fiebre mayor o igual a 37,8° C.
  • Tos frecuente o dolor de garganta.
  • Dolor abdominal asociado a diarrea.
  • Sensación de ardor al orinar. Presencia de secreción vaginal.
  • Sangramiento

Mi Esquema de Tratamiento

Nombre del Esquema de Quimioterapia:

Mi tratamiento es cada ______ días.

Contáctenos a los teléfonos:

Oncología Hospitalizado
 2 2913 0350 (3er piso)
 2 2913 0503 (5to piso)

Oncología Ambulatorio
2 2913 0401
2 2913 0402              

Recuerde “No dude en llamarnos. Estamos las 24 horas del día trabajando por su bienestar”.

Elaborado por:
E.U Tamara Carrasco N.

Con la colaboración de:
Dr.  Cristián Carvallo H.
E.U  Paulina Sánchez R.
E.U  Francisca Negrete R.
Nutricionista Paula Huanca A.

Arriba Subir
 
 
 
Síguenos en:
 
   
 

Adolescencia | Broncopulmonar | Broncopulmonar Infantil | Cardiología | Cardiología Infantil | Centro de Diagnóstico y Terapia Endovascular | Cirugía de Tórax | Cirugía Endoscópica | Cirugía Pediátrica | Cirugía Plástica | Cirugía Vascular Periferica | Endocrinología | Enfermedad Metabólica Infantil | Fisiatría | Fonoaudiología | Gastroenterología | Genética | Geriatría | Ginecología | Hemato-oncología | Inmunología | Kinesiología | Maternidad | Maxilo Facial | Medicina Interna | Medicina Nuclear | Medicina Preventiva | Nefrología | Neonatología | Neurología | Neurocirugía | Neurorradiología | Nutrición | Odontología | Oftalmología | Oncología | Otorrinolaringología | Pediatría | Psicología | Psiquiatría | Reumatología | Terapia del Dolor | Tiroides | Traumatología | Uroginecología | Urología | Urología Pediátrica