Noticias

USO DERMATOLÓGICO DEL LÁSER

Borrar manchas, quitar vellos o eliminar tatuajes, son algunos de los beneficios que se pueden obtener gracias a una poderosa herramienta de la Dermatología: el láser. ¿Qué debemos saber al respecto?

Las típicas estrías que quedan después del embarazo, y que ninguna crema ha logrado borrar, hoy pueden ser atenuadas con el láser dermatológico en Clínica Santa María. Con unas cuatro o cinco sesiones, estas antiestéticas marcas pueden disminuir notoriamente.

Estos equipos, que sirven también para tratar lesiones vasculares faciales y de extremidades, son una herramienta efectiva en la terapia de algunas enfermedades específicas de la piel. Se utiliza para eliminar manchas de color negro y rojas, para borrar tatuajes, depilar distintas áreas del cuerpo y rejuvenecer su apariencia a través de la formación de nuevo tejido colágeno.

Usos comunes

Los pacientes que requieren del láser de forma dermatológica son quienes tienen grandes cantidades de vellos o hipertricosis (crecimiento excesivo de pelo), personas con pieles foto dañadas con manchas tipo lentigos (hiperpigmentación) y melasma (oscurecimiento de la piel facial). También se utiliza para tratar cuadros de rosácea o presencia de venitas en cara u otras áreas cutáneas.

“El láser es una tecnología de última generación, muy efectiva y casi sin riesgos, pero que debe ser utilizado por personal entrenado en centros especializados por riesgos de quemaduras y cicatrices”, establece la Dra. Emilia Zegpi, Dermatóloga de Clínica Santa María.

Beneficios y contraindicaciones

Para poder tratar con láser dermatológico alguna afección a la piel, el paciente debe ser evaluado previamente por un especialista para luego programar sus sesiones, de acuerdo a su historial médico, y tomar conocimiento de sus riesgos y eventuales complicaciones.

Una de las características más importantes de este láser, es que “actúa de forma rápida y eficaz sobre un alto porcentaje de las afecciones mencionadas en un número de sesiones reducidas”, asegura la Dermatóloga. Por ejemplo, para el borrado de tatuajes se requieren entre cinco y seis sesiones, mientras que para tratar el exceso de vello se necesitan entre ocho y diez sesiones.


Los niños con manchas cutáneas vasculares también pueden ser tratados con el láser dermatológico, ya que en muchos casos no es doloroso y es bien tolerado.

Además, tiene muy pocas contraindicaciones: no debe ser utilizado en pacientes embarazadas o con afecciones fotosensibles como porfirias (enfermedades metabólicas), “no porque exista una contraindicación absoluta en el embarazo, pero es mejor no correr riesgos y se prefiere postergar el tratamiento para después del parto. En el caso de las porfirias, se puede exacerbar el cuadro por la aplicación de esta luz potente, que es propia de esta técnica”, explica la Dra. Zegpi.

En algunos casos de pieles muy morenas o bronceadas, se debe tratar preferentemente en invierno, ya que “hay un riesgo de pigmentar o despigmentar la piel y, por lo tanto, quedar con cambios en el color, lo que no se vería desde el punto de vista estético de manera uniforme”, finaliza la especialista.

En Clínica Santa María se realizan todos los tratamientos mencionados con equipos de última generación. En el Centro de Cirugía Plástica y Medicina Estética, ubicado en el 8º piso del edificio con acceso por Av. Bellavista, hay tres salas de procedimientos donde se realizan distintos tratamientos con láser para solucionar algunos problemas estéticos con poca invasión, como por ejemplo, rejuvenecimiento facial o tratar las antiestéticas venas de las piernas. Allí también se encuentra el láser dermatológico para tratar diversas afecciones a la piel como la hipertricosis y los melasmas.

Con la colaboración de: Dra. Emilia Zegpi, Dermatóloga de Clínica Santa María.

Fecha publicación: 25/03/2011

 
 
 
 
 
Síguenos en:
 
   
 

Adolescencia | Broncopulmonar | Broncopulmonar Infantil | Cardiología | Cardiología Infantil | Centro de Diagnóstico y Terapia Endovascular | Cirugía de Tórax | Cirugía Endoscópica | Cirugía Pediátrica | Cirugía Plástica | Cirugía Vascular Periferica | Endocrinología | Enfermedad Metabólica Infantil | Fisiatría | Fonoaudiología | Gastroenterología | Genética | Geriatría | Ginecología | Hemato-oncología | Inmunología | Kinesiología | Maternidad | Maxilo Facial | Medicina Interna | Medicina Nuclear | Medicina Preventiva | Nefrología | Neonatología | Neurología | Neurocirugía | Neurorradiología | Nutrición | Odontología | Oftalmología | Oncología | Otorrinolaringología | Pediatría | Psicología | Psiquiatría | Reumatología | Terapia del Dolor | Tiroides | Traumatología | Uroginecología | Urología | Urología Pediátrica