Enfermedades Respiratorias y Broncoscopía Intervencional

soledadTapia

Soledad Tapia

“Una vez más, me salvaron la vida”

Tras el diagnóstico de una enfermedad poco común, Soledad tuvo que hospitalizarse una vez al mes durante 7 años para paliar sus efectos. Luego de un procedimiento en la Unidad de Broncoscopía Diagnóstica y Terapéutica de Clínica Santa María, su calidad de vida mejoró significativamente.

En 2011, luego de una jornada de escalada como cualquier otra, Soledad Tapia, quien se dedicaba al montañismo, no pudo levantarse de la cama. Tenía muchas dificultades para respirar y le dolían todas las articulaciones. Los siguientes siete años fueron muy duros para ella.

Soledad llegó al Servicio de Urgencia de Clínica Santa María pensando que, lo que le pasaba, sería algo de fácil tratamiento y que podría irse a su casa rápidamente, sin embargo, tuvo que quedarse hospitalizada durante un mes.

El diagnóstico fue policondritis recidivante, una enfermedad muy poco frecuente que destruye varios cartílagos del cuerpo humano, como orejas, nariz, y muchas veces afecta los pulmones, principalmente a nivel de sus bronquios.

“Luego entendí por qué me costaba tanto trabajo respirar, los doctores me dijeron que la enfermedad me había obstruido con tejido necrosado la tráquea y el bronquio izquierdo”, recuerda Soledad. Fue operada de urgencia, los especialistas tuvieron que abrir su tráquea y bronquio para permitir que pasara el aire.

Después de eso, comenzó con tratamientos inmunomoduladores, pero esta es una enfermedad recurrente, y volvió con más fuerza. “Desde que se me manifestó enfermedad en 2011 y hasta 2018, tuve que hospitalizarme una vez al mes, entrar a pabellón y someterme al mismo procedimiento. No recuerdo cuántas veces estuve internada por distintas complicaciones”, relata la paciente.

El año 2018, Soledad se agravó muchísimo y su médico de cabecera la derivó a la Unidad de Broncoscopía Diagnóstica y Terapéutica de Clínica Santa María. “Ella tenía un problema mayor dentro de su estructura bronquial. A pesar de todos los tratamientos anteriores, el bronquio izquierdo se le tapó por lo que fue necesario realizar un procedimiento broncoscópico con dilatación y colocación de un stent autoexpandible,” explica el Dr. Alfredo Jalilie, médico coordinador de la Unidad de Enfermedades Respiratorias y Broncoscopía Intervencional de Clínica Santa María.

El resultado de la intervención fue muy exitoso y su calidad de vida mejoró significativamente. Desde entonces, mantiene controles médicos regulares en la Unidad de Broncoscopía Diagnóstica y Terapéutica de la Clínica.

“Una vez más, me salvaron la vida. Desperté de la operación con una nueva oportunidad, hicieron un trabajo increíble conmigo y estoy viva exclusivamente gracias a ellos, comenta emocionada”.

La Unidad de Broncoscopía Diagnóstica y Terapéutica de Clínica Santa María es una subespecialidad dentro de la Unidad de Enfermedades Respiratorias y Broncoscopía Intervencional, que utiliza un amplio espectro de herramientas y tecnologías mínimamente invasivas para el diagnóstico o tratamiento de diferentes enfermedades torácicas mediante diversas técnicas endoscópicas y catéteres dedicados.




Marzo 2020
1_Testimonios-Web_ENERO 2019

Patricio Gálvez

“Mejoraron mi calidad de vida en un 100%”

Patricio Gálvez, de 62 años, se recuperó de un grave enfisema pulmonar, gracias a una novedosa tecnología. Un capacitado equipo médico y procedimientos mínimamente invasivos para ser usados en el diagnóstico y tratamiento avanzado de patologías respiratorias, dieron origen a la Neumología Intervencionista en Clínica Santa María.

Llegó a la Institución luego de que se la recomendaran para tratar su enfisema pulmonar que lo acompañaba desde hace diecisiete años. Su calidad de vida estaba muy deteriorada y ya no podía caminar sin la sensación de ahogo.

Después de pasar un largo período de tiempo sin resultados positivos para su enfermedad, Patricio Gálvez llegó a la consulta de la Dra. Paula Barcos, broncopulmonar de la Clínica. La especialista, que venía llegando de estudiar en Europa, traía a Chile una tecnología de procedimientos mínimamente invasivos, instalando así el área de Neumología Intervencionista en Clínica Santa María. “Confié inmediatamente en ella. Su calidad humana y profesionalismo son impresionantes”, afirma Patricio.

El tratamiento que recibió para su Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC), consistió en la reducción del volumen de un lóbulo pulmonar que no funciona y la expansión de lóbulos pulmonares más sanos. “En pacientes seleccionados, las válvulas unidireccionales permiten disminuir los síntomas y mejorar su calidad de vida”, destaca la Dra. Barcos. Por ello, este procedimiento, en el paciente adecuado, puede reducir la sensación de falta de aire que limita sus actividades, sin la necesidad de someterse a una cirugía más riesgosa.

Patricio se convirtió en el primer paciente tratado a través de la Neumología Intervencionista en Clínica Santa María. Actualmente, solo existen dos instituciones de salud en Chile que realizan este tipo de tratamiento en patologías respiratorias.

“Estoy muy agradecido, tuve la suerte de encontrarme con un excelente equipo médico y espero que otras personas también tengan la oportunidad que tuve yo y puedan recuperarse de su enfermedad a través de esta maravillosa tecnología”, afirma.

Hoy Patricio puede llevar vida normal, caminar kilómetros sin la sensación de falta de aire, jugar con sus nietos y hacer ejercicio. “Mi familia y yo estamos tremendamente felices de que haya podido volver a tener una rutina activa. Mejoraron mi calidad de vida en un 100%”, puntualiza.

La Neumología Intervencionista es una especialidad relativamente nueva, que agrupa procedimientos que hasta hace poco no estaban muy relacionados. Si bien, antes de acuñar este término, algunos procedimientos eran realizados por cirujanos de tórax o broncoscopistas especializados, hoy el Neumólogo Intervencionista se dedica casi por completo a procedimientos endoscópicos que requieren instrumentación de la vía aérea y la pleura, membrana que recubre la cavidad torácica y pulmones.

 

Enero 2019