Cálculos renales

Contamos con el único endoscopio Miniperc en el país

 

La Unidad de Urología de la Clínica adquirió un equipo de última generación que permite eliminar cálculos de gran tamaño a través de una cirugía mínimamente invasiva, que conlleva menos sangramiento, menos días de hospitalización y menos dolor.

06_tumb

Esto es posible gracias a que Clínica Santa María cuenta con un endoscopio que tiene cinco milímetros menos de diámetro que los utilizados regularmente para eliminar cálculos en Chile. Lo que permite realizar una nefrostomía con menos riesgos, ya que disminuye el trayecto que se hace desde la espalda hasta el riñón, ayudando a la recuperación.

La prevalencia general de cálculos renales ha crecido un 70% en los últimos 30 años, por lo que la cantidad de extracciones, también ha aumentado considerablemente. Habitualmente, se deja una sonda en la espalda del paciente durante unas 24 a 48 horas y el alta puede demorar hasta tres días.

Con esta nueva tecnología de la empresa alemana Richard Wolf, no es necesaria la sonda y el paciente puede ser dado de alta al día siguiente. Al mismo tiempo, aludiendo a los principales beneficios de esta técnica, hay menos riesgo de necesitar una transfusión por la disminución de sangrado o la necesidad de tener que hacer otros procedimientos.

Con la colaboración de: Dr. José Antonio Salvadó, urólogo.

banner-equipo-medico