Unidad de Urología

Clínica Santa María hace la diferencia en Cáncer de Próstata

 

En Chile, muere 1 hombre cada 8 horas por esta enfermedad -1.300 al año-, principalmente por su tardía detección. Por esta razón, contamos con equipos de última generación, que permiten tratarlo de manera focalizada y menos invasiva.

newsletter_junio_2017_08La Unidad de Urología de Clínica Santa María dispone de todos los métodos tradicionales para tratar el cáncer de próstata, como cirugía robótica y tradicional, braquiterapia, quimioterapia y terapia hormonal, pero además cuenta con tecnologías únicas en Chile que permiten ofrecer el mayor arsenal diagnóstico y terapéutico a los pacientes. Todos estos procedimientos son realizados por un experto equipo médico con formación en Europa.  

Trinity® permite hacer una biopsia más certera y delimitada que la tradicional. Con esta tecnología aumentan al doble las posibilidades de identificar un tumor significativo, con una precisión del 97%, en menor tiempo y con menos complicaciones para el paciente. 

Esto, porque fusiona e integra las imágenes de una resonancia magnética multiparamétrica tomada previamente, con las de una ecografía en tiempo real, obteniendo así imágenes en 3D que además muestran con mayor certeza la ubicación del tumor.

Para ofrecer a los pacientes un tratamiento menos invasivo, Clínica Santa María dispone de Focal One HIFU®, la alternativa más moderna para tratar el cáncer de próstata localizado, convirtiéndose en el primer centro de Latinoamérica en adquirir esta tecnología.

Desde fines de 2015, más de 70 pacientes han sido tratados con este equipo, que permite destruir el tejido canceroso por la alta temperatura que produce. El procedimiento no requiere incisión ni drenajes, es ambulatorio, sin dolor y sin sangrado. Además, gracias a su precisión no deja secuelas, como incontinencia urinaria o impotencia sexual.
Focal One HIFU® está indicado en pacientes con cáncer en estadios T1-T2 que prefieren una alternativa a la cirugía y para aquellos en que la radioterapia no tuvo los efectos esperados, falló en el tiempo o el tumor recurrió.

Con la colaboración de: Dr. Alfredo Velasco y Dr. Rubén Olivares, Urólogos de Clínica Santa María.