Buscador

  1.  Todos
  2.   Noticias / Temas

Paso 1 de 3

texto

Resultados para

106 search results for Cirugía Bariátrica

Cirugía Bariátrica

Los abuelos, madre y tíos de Ingrid Estrada tienen diabetes en algún grado. Pese a este antecedente familiar, pasó mucho tiempo sin atender los evidentes síntomas de esta enfermedad, hasta que aumentó casi 40 kilos en un par de años. Fue gracias a una cirugía bariátrica que volvió a su peso normal y recuperó su calidad de vida. Tiene 55 años, es casada, madre de dos hijos y reconoce ser una mujer activa. Sin embargo, desde el año 2013 comenzó a notar que mes a mes aumentaba notoriamente de peso, llegando a los 98 kilos, muy por sobre los 60 a los que estaba acostumbrada. Este aumento la obligó a cambiar su rutina y dejar de hacer deporte, por el dolor que sentía en sus rodillas y codos. Como veía que ganaba y ganaba kilos, Ingrid decidió controlarse con una nutricionista. Aunque siguió una rigurosa dieta y tomó todos los medicamentos indicados, no bajó de peso ni mejoraron sus niveles de azúcar en la sangre. Fue su marido quien le comentó sobre la cirugía bariátrica y, sin pensarlo dos veces, pidió una hora con el Dr. Juan Eduardo Contreras, médico coordinador de la Unidad de Cirugía Bariátrica de Clínica Santa María. En marzo de este año fue evaluada por el especialista y, tras diversos exámenes, le diagnosticó hipertensión arterial, hígado graso y diabetes mellitus tipo 2. En ese contexto, el Dr. Contreras le recomendó realizar un bypass gástrico, ya que con esta técnica se reduce el volumen del estómago y, además, ayuda al páncreas a secretar más insulina, lo que era muy favorable para ella. “Este procedimiento consiste en reducir el estómago y conectarlo a un segmento intestinal. De esta manera se genera saciedad precoz y menor absorción de los alimentos consumidos. Este tipo de cirugía es muy segura, tiene un bajo índice de complicaciones y sus resultados pueden llegar al 100% de pérdida del exceso de peso. Además, tiene un importante efecto metabólico, ya que se producen estímulos hormonales en el intestino que ayudan a que el páncreas produzca más insulina y, con eso, mejore la diabetes”, explica el Dr. Contreras. El diagnóstico de diabetes mellitus no la tomó por sorpresa. Al contrario, sabe que es consecuencia de una serie de síntomas que durante años no tomó en cuenta. “Tenía mucha sed todo el día, iba muy seguido al baño y, como crecí rodeada de personas con diabetes, sabía que se relacionaba con eso y lo ignoré”, reconoce Ingrid. Antes de operarse, tuvo que seguir una estricta dieta libre de azúcar y grasas. “Toda mi familia se involucró en este cambio de vida y ahora todos nos alimentamos de forma más sana, eso me ayudó mucho”, afirma. Así, tras un par de meses estaba en condiciones de ser sometida a una cirugía bariátrica, procedimiento que tuvo muy buenos resultados, tanto que a las 48 horas fue dada de alta para seguir su recuperación en casa. Han pasado casi dos meses desde la intervención y ha perdido más de 30 kilos, además, sus niveles de azúcar en la sangre volvieron a rangos normales. La cirugía bariátrica es considerada una de las técnicas quirúrgicas más efectivas para la disminución de peso en pacientes con obesidad y enfermedades asociadas, ya que en situaciones como las de Ingrid, algunas personas no logran bajar de peso por sus medios, a pesar de sus múltiples esfuerzos, por lo que la cirugía se convierte en la única opción para mejorar su calidad de vida. En Clínica Santa María, actualmente, se realizan en promedio 700 intervenciones de este tipo al año, lo que corresponde al 12% del total de cirugías bariátricas que se realizan en el país. Con la colaboración de: Dr. Juan Eduardo Contreras, médico coordinador Unidad de Cirugía Bariátrica de Clínica Santa María.

Cirugía Bariátrica

Cirugía Bariátrica

Álvaro Sarrá siempre fue muy deportista. Sin embargo, una hernia en la columna afectó sus actividades diarias, provocando un aumento de peso difícil de revertir y resistencia a la insulina. Luego de una cirugía bariátrica con robot, disminuyó 30 kilos y recuperó su calidad y estilo de vida. A mediados de 2014 le diagnosticaron una hernia lumbar que no tenía resolución quirúrgica y le provocó una serie de complicaciones. “Fue muy invalidante y doloroso, me costaba pararme de la cama, tuve que dejar de hacer actividad física y, en nueve meses, subí alrededor de 22 kilos. A la larga se transformó en un círculo vicioso, porque esta situación me generó ansiedad, no podía hacer ejercicio y comía mucho más”, cuenta. Con 1.80 m de altura y 126 kilos, Álvaro estaba consciente de que algo tenía que hacer. “Todos los años me hago exámenes de rutina. Los resultados salieron relativamente normales, pero había una marcada resistencia a la insulina. El sobrepeso me tenía desesperado y mi IMC estaba muy alto. Me preocupé”, recuerda. En ese contexto consultó con el Dr. James Hamilton, cirujano bariátrico y robótico de Clínica Santa María. Tras evaluar su caso, el especialista le recomendó realizar un bypass gástrico, ya que esta técnica reduciría el volumen de su estómago -provocando saciedad en forma temprana y una consecuente disminución de peso-, pero además ayudaría al páncreas a secretar más insulina, lo que era muy beneficioso para su condición. “Me informé y averigüé que la cirugía robótica es un procedimiento seguro y muy minucioso. Las complicaciones intra y postquirúrgicas son bastante menores y deja menos secuelas, por lo que decidí operarme con el robot”, afirma. 48 horas después del procedimiento los niveles de glicemia de Álvaro eran completamente normales. No tuvo molestias postoperatorias y estuvo sólo tres días hospitalizado. “Tal como el doctor me había garantizado, los exámenes salieron perfectos. Luego de la operación tengo una segunda oportunidad para vivir mejor. Bajé 30 kilos, desapareció el dolor de la espalda y volví a dormir bien. Tengo 50 años, pero tras la cirugía robótica me siento más joven y con más energía. Ahora la clave es determinación, fuerza de voluntad y hacer ejercicio”, finaliza. Dr. James Hamilton Cirujano bariátrico y médico coordinador Centro Cirugía Robótica de Clínica Santa María. La cirugía bariátrica se ha consolidado como un efectivo método quirúrgico para la disminución de peso en pacientes obesos y con enfermedades asociadas, ya que muchos de ellos -por diversos motivos- no logran bajar de peso sin cirugía. “La cirugía bariátrica con robot está indicada para todo tipo de personas. Sin embargo, es muy beneficiosa en pacientes que requieren cirugías revisionales, en caso de falla de una cirugía bariátrica previa. También en pacientes con otras patologías asociadas, como resistencia a la insulina, donde se opta por el bypass gástrico, como en el caso de Álvaro Sarrá”, explica el Dr. James Hamilton. Cabe destacar que la cirugía bariátrica es electiva, es decir, el paciente opta por someterse a este procedimiento luego de una evaluación integral y en Clínica Santa María es posible hacerlo con la seguridad y todas las ventajas asociadas a la cirugía robótica. "El robot extiende las capacidades del cirujano a límites nunca imaginados, ya que permite realizar cirugías con máxima precisión en el resultado interno, agregando todos los beneficios de la cirugía tradicional, pero por mínimos orificios, con menos dolor y una recuperación mucho más expedita. Los resultados estéticos y de reinserción laboral son notables", finaliza el especialista. La Unidad de Cirugía Bariátrica y Metabólica es referente a nivel nacional, al ofrecer variados técnicas quirúrgicas para la disminución de peso en pacientes con obesidad y enfermedades asociadas. Entre los procedimientos para reducir la capacidad gástrica, la cirugía robótica constituye la alternativa más moderna, intervención a la que se han sometido más de 100 personas en Clínica Santa María con excelentes resultados

Cirugía Bariátrica

Cirugía Bariátrica y Metabólica

Es un método quirúrgico efectivo para lograr una disminución de peso en pacientes con obesidad y enfermedades asociadas que consiste en la reducción de la capacidad gástrica. Clínica Santa María realiza un promedio de 700 intervenciones al año, un 12% del total de cirugías bariátricas que se operan en Chile anualmente. Conoce nuestros resultados y cambia el peso de tu vida. Procedimientos quirúrgicos La Unidad de Cirugía Bariátrica y Metabólica de Clínica Santa María es referente a nivel nacional y está compuesta por seis cirujanos con especialización en técnicas avanzadas de cirugía laparoscópica, bariátrica y robótica, todos con formación completa en cirugía y diplomados en Estados Unidos, Brasil y Europa. Este equipo médico ha efectuado más de 3.900 cirugías entre Gastrectomía Tubular Vertical o en Manga, Bypass Gástricos, revisiones y cirugías digestivas robóticas. Los resultados están respaldados por una óptima resolución de la obesidad y corrección de las comorbilidades con altos estándares de calidad y seguridad. El índice total de complicaciones es del orden de 1.65%, siendo una de las cifras más bajas de Chile y comparable a los mejores centros de cirugía bariátrica del mundo. Alternativas terapéuticas En Clínica Santa María, además, los pacientes tienen la posibilidad de realizar un tratamiento médico no quirúrgico, a través de un Programa Integral de Sobrepeso y Obesidad que contempla el manejo multidisciplinario para pacientes con sobrepeso, obesidad moderada y pacientes que tienen contraindicación médica para cirugía. Así también, cuenta con una Unidad de Endoscopía que ofrece la opción de tratar con un balón intragástrico a pacientes con sobrepeso. Con la colaboración de: Dr. Juan Eduardo Contreras, médico coordinador Unidad de Cirugía Bariátrica y Metabólica de Clínica Santa María.

Cirugía Bariátrica y Metabólica

Cirugía Bariátrica y Metabólica

Esta técnica quirúrgica se ha consolidado como un efectivo método para la disminución de peso en pacientes con obesidad y enfermedades asociadas. A la fecha se han realizado con éxito más de 5.100 procedimientos, cifra que convierte a Clínica Santa María en uno de los centros que ha llevado a cabo la mayor cantidad de cirugías de este tipo en el país. Seis cirujanos especialistas en técnicas de cirugía laparoscópica, bariátrica y robótica conforman el equipo de expertos de esta Unidad, que cuenta con altos estándares de calidad y seguridad a nivel mundial. De hecho, el índice total de complicaciones mayores y menores sólo alcanza el 1.2%, uno de los más bajos del país. Entre los procedimientos, se realizan la gastrectomía en manga y el bypass gástrico, ambos para reducir la capacidad del estómago. Estas intervenciones también pueden realizarse mediante cirugía robótica, una técnica que tiene variados beneficios y es altamente recomendada también en pacientes que deben someterse a procedimientos revisionales, es decir, aquellas personas que luego de haber sido intervenidas por obesidad ganaron peso o tuvieron complicaciones. Gracias a la precisión del robot, la cirugía es más precisa, efectiva y con menor riesgo. Además de procedimientos quirúrgicos, esta Unidad entrega alternativas terapéuticas como el Programa Integral de Sobrepeso y Obesidad, para pacientes con sobrepeso, obesidad moderada o con contraindicación médica para cirugía. Así mismo, cuenta con una Unidad de Endoscopía, que ofrece la opción de tratar con un balón intragástrico a pacientes con sobrepeso. Reserva tu hora médica en www.clinicasantamaria.cl o al 2 2913 0000 Con la colaboración de: Dr. Juan Eduardo Contreras, médico coordinador Unidad de Cirugía Bariátrica y Metabólica de Clínica Santa María.

Cirugía Bariátrica y Metabólica

Cirugía Bariátrica y Metabólica - Clínica Santa María

Cirugía Bariátrica y Metabólica - Clínica Santa María

Cirugía Bariátrica y Metabólica nuestros pacientes- Clínica Santa María

Cirugía Bariátrica y Metabólica nuestros pacientes- Clínica Santa María

Más de 4.000 procedimientos con excelentes resultados

En Clínica Santa María esta técnica se ha consolidado como un efectivo método quirúrgico para la disminución de peso en pacientes con obesidad y enfermedades asociadas, con un promedio de 700 intervenciones al año, un 12% del total de cirugías bariátricas que se realizan en Chile. La Unidad de Cirugía Bariátrica y Metabólica de Clínica Santa María hoy es referente a nivel nacional con este procedimiento que reduce la capacidad gástrica. Se compone por seis cirujanos con especialización en técnicas avanzadas de cirugía laparoscópica, bariátrica y robótica, todos con formación completa en cirugía y diplomados en Estados Unidos, Brasil y Europa. Este equipo médico ha efectuado 4.076 cirugías: 3.365 gastrectomías tubulares verticales o en manga, 567 bypass gástricos, 123 revisiones y 21 de otro tipo de operaciones, además de 160 cirugías digestivas robóticas. Los resultados están respaldados por una óptima resolución de la obesidad y corrección de las comorbilidades con altos estándares de calidad y seguridad. El índice total de complicaciones mayores y menores es del orden de 1.4%, siendo una de las cifras más bajas de Chile y absolutamente comparable a los mejores centros de cirugía bariátrica del mundo. Alternativas terapéuticas En Clínica Santa María, además, los pacientes tienen la posibilidad de realizar un tratamiento médico no quirúrgico, a través de un Programa Integral de Sobrepeso y Obesidad que contempla el manejo multidisciplinario para pacientes con sobrepeso, obesidad moderada y pacientes que tienen contraindicación médica para cirugía. Así también, cuenta con una Unidad de Endoscopía que ofrece la opción de tratar con un balón intragástrico a pacientes con sobrepeso. Con la colaboración de: Dr. Juan Eduardo Contreras, médico coordinador Unidad de Cirugía Bariátrica y Metabólica de Clínica Santa María.

Más de 4.000 procedimientos con excelentes resultados

Causa de distintas enfermedades

Al no presentar síntomas y siendo sólo posible identificarlos a través de una ecografía abdominal o una resonancia nuclear magnética, muchas personas no saben que los tienen y que pueden llegar a generar pancreatitis, infecciones en el hígado o un tumor en la vesícula. Sin embargo, si se descubren a tiempo, pueden retirarse fácilmente a través de una cirugía. Chile es el país que cuenta con la mayor cantidad de personas con cáncer de vesícula del mundo, el cual es generado por cálculos biliares. Éstos, se presentan en la mitad de las mujeres mayores de 50 años y también en obesos, embarazadas y post operados de cirugías bariátricas. El cirujano digestivo, Dr. Claudio Navarrete, explica que este tipo de cálculos son piedrecitas de colesterol y calcio que se forman en las vías biliares, sobre todo en la vesícula. Pueden ser tan pequeños como un grano de arena o tan grandes como una pelota de golf. No hay que confundirse con los cálculos renales, los cuales se generan en el riñón y se pueden identificar de manera mucho más fácil, ya que se manifiestan con síntomas como color anormal o sangre en la orina, escalofríos, fiebre, náuseas y/o vómitos. El problema es que los cálculos biliares generalmente no presentan síntomas, por lo que muchos no saben que los tienen hasta que se realizan una ecografía abdominal o una resonancia nuclear magnética. “Sin embargo, hay casos en que después de ingerir grasas o alcohol se manifiestan con un dolor agudo en el área superior derecha del abdomen”, agrega el especialista. “Cuando los cálculos se presentan en la vesícula biliar –conducto que lleva la bilis desde el hígado hacia el intestino– pueden provocar pancreatitis, infecciones en el hígado y hasta cáncer, si no se retiran a tiempo”, explica el cirujano. El médico explica que una vez descubiertos los cálculos biliares, la forma más eficiente de eliminarlos es a través de un procedimiento vía laparoscopía, que consiste en sacar la vesícula completamente (colecistectomía). “Hoy en día, esta intervención se puede realizar a través de cirugía robótica con la técnica single-site que, al utilizar el ombligo como puerto único, no deja ninguna cicatriz, disminuye el sangrado y permite a los pacientes recuperarse rápidamente”, explica el experto. En cuanto a la prevención de este problema, el doctor advierte que no hay manera de evitar los cálculos ya que dependen de la genética y factores de riesgo de cada persona, independiente de si tiene una dieta sana o no. Con la colaboración: Dr. Claudio Navarrete, médico jefe del Departamento de Cirugía de Clínica Santa María.

Causa de distintas enfermedades

Procedimientos contra la obesidad

Aunque es una técnica muy avanzada, algunas personas que se han sometido a cirugía bariátrica deben realizarse una segunda intervención, debido a que recuperaron el exceso de peso o tuvieron complicaciones en su primer procedimiento. La tecnología robótica se posiciona hoy como una alternativa para la llamada cirugía revisional. La cirugía bariátrica es un efectivo método quirúrgico para la disminución de peso en pacientes con obesidad y enfermedades asociadas. Si bien en la mayoría de los casos tiene excelentes resultados, hay un número de pacientes que recupera el peso perdido por malos hábitos tras la operación y un pequeño porcentaje presenta complicaciones. El Dr. James Hamilton, médico coordinador del Centro de Cirugía Robótica, explica que en estos casos se debe realizar una cirugía revisional para lograr que el paciente vuelva a bajar de peso. Dado que los tejidos ya han sido manipulados, la cirugía con robot permite realizar este procedimiento con un mínimo daño a los tejidos y un postoperatorio menos doloroso. “En casos más complejos, sobre todo en pacientes que han sido operados previamente sin buenos resultados o han vuelto a engordar, la cirugía bariátrica por robot es insuperable, ya que por su precisión, la delicadeza del trato de los tejidos y la visión que otorga, permite que estas situaciones se corrijan de manera más segura”, asegura el especialista. A diferencia de la cirugía bariátrica tradicional, que utiliza stappler (corchetes), este procedimiento usa suturas manuales mediante el manejo de brazos robóticos a través de una consola, lo que aumenta la precisión. Se trata de una intervención que, además, tiene menor sangrado y tiempo de recuperación. Bypass gástrico El Dr. Hamilton destaca que la cirugía robótica tiene mayores ventajas en el bypass gástrico, una técnica en la cual se modifica el tamaño del estómago y además se salta un segmento del intestino. Esto permite que el paciente se sienta satisfecho con menos cantidad de comida y, al mismo tiempo, se produzca una menor absorción de nutrientes y calorías. Por otra parte, se obtiene un efecto hormonal que mejora a un 85% de los pacientes diabéticos previamente seleccionados. El cirujano explica que al utilizar suturas manuales, en vez de “corchetes”, las conexiones quirúrgicas son más pequeñas y más durables en el tiempo. Esto hace que el efecto restrictivo del bypass gástrico sea más duradero. “Cuando uno hace una unión a mano, ésta queda más calibrada, más pequeña, con lo cual el efecto de saciedad y limitación de la alimentación es más prolongado en el tiempo y eficiente”, finaliza el Dr. James Hamilton.

Procedimientos contra la obesidad

Más de 1.500 cirugías robóticas

El Centro de Cirugía Robótica de Clínica Santa María se ha consolidado como el Centro que realiza la mayor cantidad de procedimientos en el país. Además, cuenta con especialistas de gran experiencia y capacitados en esta revolucionaria técnica. Desde el año 2010 los médicos de la Institución manejan el robot Da Vinci SI, un robot que permite operar a través de movimientos tele-comandados desde una consola con visión en tercera dimensión. Beneficios para el paciente: • Cirugías mínimamente invasivas y de alta precisión • Recuperación más rápida • Reduce el dolor post operatorio • El tiempo de hospitalización disminuye • Menor impacto estético • Menor sangrado Este equipo está diseñado para tratar variadas patologías, por lo que puede ser utilizado en diversos campos de la medicina, destacando en la Institución la cirugía urológica, de hernias abdominales y bariátrica, especialidades quirúrgicas en las que se han obtenido inmejorables resultados. Cabe destacar que la Clínica se ha consolidado como la Institución que ha operado a la mayor cantidad de pacientes de forma exitosa en cirugía digestiva y bariátrica. Por su parte, el equipo de cirugía de hernias abdominales es pionero en la reparación de esta patología a través de técnicas mínimamente invasivas como laparoscopía, siendo natural su evolución hacia la cirugía robótica. Ambas especialidades cuentan en su equipo con doctores capacitados en Estados Unidos. “Nuestro Centro de Cirugía Robótica está comprometido con un proceso de educación continua, con especialistas debidamente preparados en Chile y en el extranjero. La experiencia acumulada se amplía con los nuevos conocimientos que traen nuevos desafíos”, indica el Dr. Rubén Olivares, urólogo y médico jefe del Centro de Cirugía Robótica de Clínica Santa María. Con la colaboración de: Dr. Rubén Olivares, urólogo y médico jefe del Centro de Cirugía Robótica.

Más de 1.500 cirugías robóticas